martes, 12 de febrero de 2019

Uriarte invita a la concertada a proceder a la mediación de Trabajo


Donostia- Las reacciones a la convocatoria de otros diez días de huelga en los colegios concertados fueron ayer cayendo en cadena, sin que ello supusiera avance alguno en la negociación. Ayer habló la consejera de Educación, Cristina Uriarte, la patronal Kristau Eskola y también la ministra de Educación, Isabel Celaá, que mantuvo un corto acercamiento por la mañana con la gerente de las familias de FECAPP, que reúne a los colegios religiosos damnificados por el conflicto, Myriam González, a la que le movió todo su acompañamiento.

Así como dijera antes de la convocatoria de huelga de ocho días consecutivos, la consejera Uriarte insistió ayer que el nuevo pulso lanzado por los sindicatos es “desproporcionado”. Tras reiterar que su Departamento transporta extenso tiempo comentando “discretamente” con todas las partes del conflicto, invitó a sindicatos y patronal a que se dirijan al Departamento de Trabajo en busca de la intermediación que están pidiendo puesto que el de la concertada es un conflicto “laboral”, recalcó. La pregunta que cabe hacerse es por qué no lo hacen, dejó caer la consejera. En este sentido, Uriarte dijo que “una intermediación en un conflicto laboral corresponde al Departamento de Trabajo”. De acuerdo con la titular vasca de Educación, Trabajo tiene las utilidades correctas para arbitrar en un conflicto que está más que enquistado. “Que lo reclamen los sindicatos y la patronal, que se utilicen los medios que tienen para soliciar esa intermediación”, agregó.

Uriarte ha dicho no sentirse interpelada luego de que un achicado número de AMPA haya solicitado su dimisión por lo cual piensan una dejación de compromiso frente su negativa a ejercer un papel de árbitro. “Seguimos haciendo un trabajo con todos ellos pero, claro, el acuerdo debe alcanzarse entre la patronal y los sindicatos. Nosotros no tenemos la posibilidad de suplantar a ninguno de los dos. Es a ellos a los que les corresponde, verdaderamente, hablar y lograr acuerdos”, llegó a la conclusión.

Llamamiento de Kristau EskolaPor su parte, la patronal mayoritaria en el área emitió ayer un aviso en el que además emplazó al Gobierno Vasco a accionar desde “la compromiso que tiene con el área concertado como garante de todo el sistema educativo vasco”. El director general de Kristau Eskola, Mikel Ormazabal, logró este llamamiento luego de que los sindicatos anunciaran el viernes pasado la convocatoria de otros diez días de paro en la lección concertada delegados entre los meses de marzo, abril y mayo. La patronal pidió que “la acción sindical sea desde la responsabilidad” y avisó de que “la amenaza y la coacción son pésimos elementos para una negociación y para llegar a un acuerdo”.

Kristau Eskola se dirigió a los padres de todos sus estudiantes para decirles que “está realizando todo lo que puede para llegar a un convenio y de esta forma solucionar este conflicto que es malo para todos”. “Por nuestra parte no hay inmovilismo, ni irresponsabilidad como expresan los sindicatos. Seguimos viviendo esta circunstancia con enorme preocupación. Es poco responsable llevar la conflictividad a las salas con el motivo de que las reivindicaciones son para prestar una educación de más calidad”, recalcó.

Diez días de huelga. El nuevo calendario de paros otorga continuidad a las catorce jornadas de huelga convocadas este curso y a las tres promovidas el pasado en los 215 colegios damnificados, en los que trabajan cerca de 9.000 personas y estudian bastante más de 100.000 estudiantes. Los cinco sindicatos han acordado que va a existir paros en tres tandas diferentes: entre el 12 y el 15 de marzo, entre el 1 y el 4 de abril y los días 8 y 9 de mayo, siempre que no se alcance antes un convenio.

No hay comentarios: